La importancia de las Proteínas y Albúmina.

Emil Fischer.

(Euskirchen, 1852 – Berlín, 1919) Químico alemán, premio Nobel de Química de 1902 por sus trabajos sobre la síntesis de azúcares y purinas. Estudió química en las universidades de Bonn y Estrasburgo, y fue profesor auxiliar de esta última, desde 1874 a 1878. En 1875 trabajó como ayudante de Adolf von Baeyer en Munich y realizó con él su tesis doctoral. En 1882 fue profesor de química en Erlangen, tres años más tarde en Würzburg, y en Berlín en 1892, donde sucedió a Hofmann en su cátedra.

Sus principales estudios corresponden a la estructura molecular de diversas moléculas bioquímicas, especialmente los azúcares. En 1876 descubrió la fenilhidracina, compuesto que le sería muy útil posteriormente y que le provocó un eczema crónico.

Sus estudios sobre glucósidos y taninos son de gran calidad. En 1899 comenzó a trabajar con los péptidos y las proteínas (especialmente la albúmina).

Por si no lo recuerdas te cuento que:

La albúmina es una proteína que se encuentra en gran proporción en el plasma sanguíneo, siendo la principal proteína de la sangre y a su vez la más abundante en el ser humano. Es sintetizada en el hígado.

La concentración normal en la sangre humana oscila entre 3,5 y 5,0 gramos por decilitro,

Si efectuamos una electroforesis de las proteínas del suero a un pH fisiológico, la proteína albúmina es la que más avanza debido a su elevada concentración de cargas negativa (obviando la pequeña banda llamada prealbúmina, que la precede).

Deja un comentario