lúpulo o Humulus

lúpulo o Humulus

El lúpulo o Humulus lupulus es una de las tres especies de plantas del género Humulus. El lúpulo es de la familia de las cannabáceas. Es oriunda de Europa, como por ejemplo ahora en España, Asia occidental y Norteamérica.
Aunque el lúpulo o Humulus es una planta trepadora, esta no posee zarcillos con que agarrarse ni ningún otro apéndice para este propósito, pero se sirve de robustos tallos ya que es una planta, digamos “voluble”, están provistas de rígidos tricomas que ayudan a agarrarse al soporte y son los cultivadores los que ayudan principalmente al principio de su crecimiento.


Para la cerveza se utiliza la flor hembra sin fecundar. El ácido del lúpulo tiene un suave efecto antibiótico contra las bacterias y es por esta característica que se comenzó a utilizar en cerveza ya desde la edad media. Es en la base de la flor donde hay unas glándulas que contienen la lupulina, que es el ingrediente que aportará a la cerveza su sabor amargo y los aromas propios.


El lúpulo o Humulus contiene un aceite esencial muy perfumado y compuestos oxigenados, es por esto que tiene efectos sedantes y hipnóticos, propiedades relajantes que han sido probadas en animales y personas.
Se puede consumir en forma de té. Unos 10 g de hojas secas por litro de agua hirviendo ya serán suficientes para dos o tres tazas al día.


El lúpulo se utiliza en la medicina como sedante ya que calma y regulariza la actividad nerviosa, induce en el sueño al actuar directamente sobre el hipotálamo o por sedación general del organismo, en casos de insomnio, dolores de cabeza, nerviosismo, abre el apetito y en caso de digestiones difíciles en función de sus virtudes como digestivo, ayuda a la actividad del estómago, principios amargos que estimulan el apetito y preparan la serie de operaciones digestivas.


Tener en cuenta que los efectos secundarios son raros y están asociados con el uso prolongado. Mareos y pérdida de la atención. Pueden darse interacciones con sedantes, con relajantes y con antidepresivos.